David Hoffmeister nos habla sobre cómo lidiar con la ira que sentimos hacia Dios compartiendo una experiencia que tuvo durante los primeros años en que cursaba la universidad al visitar a su abuelo en el hospital, y cómo es que en su mente hubo esta ira por su percepción acerca de la manera en que estaba siendo tratado su abuelo. La causa de la ira y la rabia está en la mente. Las expresiones de ira inicialmente pueden ser utilizadas para romper patrones de represión y negación, pero al final son los pensamientos los que necesitan ser liberados.

Si estás atravesando un momento difícil y te gustaría hablar con un alguien, puedes tener una sesión gratuita en nuestro servicio de "Oración y apoyo". 
Puedes agendar tu cita aquí

Etiquetas

Comentarios

Para poder comentar debes ser miembro. ¿No eres miembro?

Inicia sesión o Regístrate